El 40% de los docentes de la UTN carece de equipos y condiciones para dictar clases virtuales

Según una encuesta realizada por la Asociación Gremial de Docentes (AGD), los docentes enfrentan serias dificultades a la hora de intentar dar clases en forma remota y piden la intervención del Ministerio de Educación. La mencionada encuesta fue federal y respondida por 800 trabajadores de todo el país.

La Asociación Gremial de Docentes (Fagdut) aseguró que el 40 por ciento de los profesores encuestados tienen dificultades para dictar clases virtuales porque carecen de equipamiento tecnológico propio y actualizado, también tienen problemas de conectividad y requieren de capacitación para encarar «el nuevo desafío del teletrabajo», en el contexto de la cuarentena.

Según el informe de Fagdut, el 40 por ciento de los trabajadores de la Universidad Tecnológica Nacional (UTN) cuentan con equipos desactualizados para los requerimientos de las videoconferencias y campus virtuales y deben pedir prestado; el 50 por ciento sufre interferencias visuales y sonoras al momento del teletrabajo y más del 60 por ciento carece de elementos mínimos de higiene y seguridad.

La encuesta federal, respondida por más de 800 docentes de todo el país, indicó además que «la virtualidad representa un inconveniente ante la ausencia de insumos».

«Los docentes quieren continuar enseñando, no obstante el aislamiento social, preventivo y obligatorio y, a partir de su formación técnica, saben que la tecnología puede ser una aliada, pero no están dadas las condiciones para exigirles que se sumen al teletrabajo», dijo el titular del gremio, Norberto Heyaca.

Además, al 72 por ciento de los docentes «el cambio a la modalidad de clases no presenciales les insume más tiempo para cumplir las exigencias académicas», agregó.

La Fagdut procura superar esas limitaciones con el otorgamiento de créditos y subsidios para la compra de equipamiento informático y cursos de capacitación, pero el 25 por ciento de los consultados dijo «no tener conectividad en el hogar o que es inestable», lo que evidencia «los problemas de acceso a internet en el país».

Heyaca reseñó que esa problemática «se profundiza lejos de los grandes centros urbanos, porque por lo general solo una empresa es proveedora de internet, lo que agiganta la brecha digital», señaló en un comunicado de prensa.

El dirigente sindical reclamó al Ministerio de Educación «la ampliación del acceso a herramientas tecnológicas de los docentes y la conectividad gratuita para los portales de la actividad», y sostuvo la necesidad de aplicar políticas estatales transversales que generen «una cultura del teletrabajo».

«La mitad del personal sufre interferencias visuales y sonoras durante el teletrabajo, que se eleva al 59 por ciento cuando en el mismo ambiente algún familiar también realiza teletrabajo o estudia virtualmente», puntualizó.

El sindicalista concluyó que «el solo hecho de tener internet no significa estar conectado y, además, muchos tienen personas a cargo para su cuidado».